Masaje general al cuerpo para rejuvenecerlo, relajarlo y combatir estrías

Para relajar y además ayudar a la piel a recuperarse de estrías por sobrepeso o embarazo, o curar resequedad o piel dañado o envejecida, fomentar la circulación y buena oxigenación de la piel, usa aceite de argón con unas gotas de limón o unas gotas de lavanda o eucalipto en el caso de personas con infecciones pulmonares o de piel. Unta en la espalda, piernas, brazos, gritando suavemente y dando un suave masaje por el cuerpo.

No te olvides de pasar por los pies…

Los pies son un lugar clave no solo para relajar el cuerpo sino para curarlo de muchas afecciones. Lava los pies de la persona o los tuyos con agua con sal de mar y luego frota con aceite de argón y unas gotas de limón. Da un masaje general por el pie y luego, con el nudillo del dedo, haz presión en la planta del pie. Si duele un poco deja la presión pues esto descarga tensión. El aceite de argón además lubricara el pie y evitara resequedad.

Mascarilla de arcilla y aceite de argán

La arcilla es un estupendo método curativo muy antiguo. Si aplicas una mascarilla de arcilla en tu cara y agregas unas gotitas de aceite de argán en la arcilla, y luego la aplicas en tu cara o en tu cuerpo, tendrás una mezcla estupenda para rejuvenecer tu piel y ayudar a sanarla de forma asombrosa ya sea de dermatitis, psoriasis, manchas, hongos en la piel, etc. MIra el video anexo y usa aceite de argán con arcilla.

Aceite de ArgánCómo usar aceite de argán para el cabello

El aceite de argán en el pelo ayuda a combatir resequedad, caída, caspa, etc., combate el encrespamiento, las puntas secas y abiertas, nutre el cabello teñido y nutre las raíces para fortalecerlo.

Si deseas beneficiarte de las bondades estupendas del aceite de argán, practica esto a diario:

  1. Lava tu cabello con un champú natural no agresivo y luego enjuaga. Pon aceite de argán en el cabello húmedo y luego enreda una toalla en el cabello, de modo que este quede envuelto en la toalla. Deja si durante una hora y luego quita la toalla y peina tu cabello.
  2. Si tienes caspa o cabello muy maltratado, unta aceite de argán mezclado con unas gotas de limón y unas de vinagre de manzana. Unta sobre tus yemas de los dedos y luego frota directamente sobre el cuero cabelludo, dando un suave masaje y pasando por todo el cuero cabelludo. Luego, moja una toalla con agua caliente y envuelve tu cabello y deja reposar por una media hora. Haz esto antes de lavar tu cabello cada vez que puedas, te sorprenderán los resultados. Después de quitar la toalla lava muy bien tu cabello para evitar que se vuelva grasoso.
  3. USO CON CHAMPÚ: Para usarlo con tu champú solo pon unas gotas de aceite de argán sobre la palma de tu mano y luego pon la cantidad de champú que deseas usar para lavar tu cabello. Mezcla bien y lava tu cabello normalmente.
  4. USARLO EN LAS NOCHES: para nutrir las puntas de tus cabello, mojadas ligeramente con agua caliente en las noches y luego pon aceite de argán en ellas. Este remedio es excelente en cabello teñidos.
  5. Para combatir hongos de cuero cabelludo o piel en general: mezcla aceite de argán con un poco de aceite de coco y unta en la zona del cuero cabelludo o piel con hongos. Recuerda comprar aceite de argán de preferencia orgánico para mejora los resultados.

Aceite de argán y el cabello

El aceite de argán sirve para todo tipo de cabello. NO creas que por tenerlo graso tu cabello no necesita aceites. Este aceite combinado con limón es una mezcla curativa para el cabello graso y que se cae por sebo o caspa. Úsalo también en cabello seco o dañado. Para curar las puntas secas, pon aceite de argán en las puntas húmedas después del baño y deja que permanezca ahí sin enjuagar.